Siete Factores que te ayudarán a vender tu propiedad más rápido

Hola, a continuación les brindamos siete tips, para que puedan vender más rápido su inmueble.

Les deseamos el mayor de los éxitos

  1. Determine por qué vende su propiedad, antes de fijar el precio:

Las razones que sustenten su decisión de vender su propiedad afectarán, desde el precio que pedirá por el inmueble, hasta cuánto dinero estará dispuesto a invertir en prepararla para la venta.

Debe definir ¿Qué es más importante para usted: la ganancia que obtenga de la venta, o la rapidez con que se venda?

Distintos objetivos dictaminarán distintos precios

 

  1. Fije el precio detenidamente:

Los factores que definen la velocidad de venta de un inmueble son: La ubicación, el estado o condición del bien raíz y el valor. La única razón de que una propiedad no se venda, radica en que el precio fijado sea alto en razón al valor real de mercado, por lo tanto, el precio que pedirá por su propiedad no debe tomarse a la ligera. 

Establecer un precio de venta demasiado alto es tan peligroso como establecer uno demasiado bajo. El comprador mirará una gran cantidad de propiedades al mismo tiempo que la suya, lo que significa que tendrán una gran base de comparación.  Es trascendente fijar un precio adecuado, para evitar tener la propiedad en venta por largo tiempo, pues se desacreditará en el mercado, ya que, los compradores podrían pensar que hay algo inadecuado con la propiedad.

Nota: Cuando contrate una Empresa de Corretaje, solicite que lo asesore

 

  1. Maximice el potencial de venta de su propiedad:

Es imposible que pueda cambiar la ubicación y la distribución física de su propiedad, pero sí puede hacer mucho para mejorar su apariencia. La manera en que se vea su propiedad y la sensación que transmita será fundamental en la decisión de un comprador, más que ningún otro factor, después del precio.

Antes de mostrar su propiedad, limpie como nunca haya limpiado antes: recoja objetos tirados, ordene, elimine objetos

amontonados, frote, pula y quite el polvo y los malos olores.En lo posible, arregle todo lo que necesite reparación, sin

importar cuán insignificante pueda parecer: ampolletas,enchufes, pinturas, etc.  La mayoría de estos pequeños

arreglos, los puede hacer usted mismo, con lo que, el costo se minimiza. Presente su propiedad de tal manera que conquiste la atención y el afecto de sus posibles compradores. Estas reparaciones no deben derivar en un alza del valor

 

  1. Permita a los compradores visualizarse viviendo en su propiedad:

La decisión de comprar una propiedad se basa en la emoción, no en la lógica.

Los compradores potenciales quieren «probarse» su propiedad, tal como lo harían con una prenda nueva de ropa. Si usted los sigue a todas partes señalándoles mejoras, cuando visitan su propiedad, les hará difícil que se sientan lo suficientemente cómodos para imaginarse dueños del bien raíz.  Permita que sea su corredor quien presente su propiedad.

 

  1. Asegúrese de informar la situación total de la propiedad a su Corredor:

Informe todos los inconvenientes conocidos y por escrito (deudas de contribuciones, aseo, gastos comunes o dividendos, etc.; si está afecta a expropiaciones, si hay ampliaciones y/o construcciones sin permiso municipal; si hay posesión efectiva pendiente, etc.)

Si el comprador descubre un problema cuando se está cerrando la compraventa, desistirá molesto, lo que puede acarrear pérdidas de tiempo y problemas legales futuros

Es importante que prepare y entregue a su corredor, la siguiente documentación:

  • Escritura de Propiedad
  • Inscripción en el Conservador de Bienes Raíces
  • Certificado de Hipotecas, Gravámenes y Prohibiciones
  • Certificado de Deudas de Contribuciones o de Exención
  • Certificado de Deudas de aseo o de Exención
  • Certificado Recepción Municipal definitiva
  • Certificado de No Expropiación Municipal
  • Certificado de No Expropiación Serviu
  • Si es Condominio deberá contener la documentación propia del conjunto habitacional (como el reglamento)
  • Otros antecedentes que tenga, como escrituras del antiguo dueño, etc.

 

  1. No coloque afiches personales en su propiedad:

Estudios han demostrado que un alto porcentaje de los interesados en ver una vivienda, no están en condiciones de comprar en forma inmediata. Cuando contrate los servicios profesionales de un corredor habitacional, no muestre la vivienda ni la promocione directamente.  Esto le acarreará pérdida de tiempo, atendiendo interesados que en realidad no son posibles compradores, puesto que, no cuentan con el dinero, o con la calificación de un crédito bancario.   Además una propiedad sobre expuesta, vale decir, con más de una persona vendiéndola, le da a los compradores la sensación de que la casa no se puede vender o existe desesperación en venderla y le da al comprador mayor poder de negociación en el precio.

 

  1. Contrate a Cima Propiedades para que lo represente:

Las estadísticas confirman que sólo un poco más del 10% de los propietarios logran vender directamente y que más del 80% de las ventas de bienes raíces se concretan mediante Corredores de Propiedades.  Un buen Corredor es aquel que tiene una estrategia comercial definida y un procedimiento operacional claro y preciso.  Cuando comiencen las llamadas por su inmueble, tenga en cuenta que muchas serán de curiosos o amigos de lo ajeno, permita que un Corredor de Propiedades experimentado, los filtre y seleccione, antes de darles acceso a su propiedad.

En Cima Propiedades, estamos convencidos, que, un inmueble bien preparado y con un precio bien determinado, se debe vender en UN PLAZO MÁXIMO DE 120 DÍAS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *