Cada vez es más compleja la compraventa y arriendo de bienes raíces, tanto para propietarios como para compradores y para arrendatarios, quienes tienen poco tiempo.

El ejercicio de nuestra profesión requiere cada vez de mayor profesionalismo y confianza.

En Cima Propiedades, como expertos en el rubro, no hemos propuesto desarrollar  nuestra gestión enfocándonos en principios de Servicios de Calidad Total, basado en una Atención Personalizada e Integral, aplicando toda nuestra Experticia, donde la base de nuestra gestión son las relaciones humanas,   que, ejercemos con respeto, dignidad e integridad, manteniendo los principios éticos por encima de los intereses personales y los de la empresa.

La experiencia de los fundadores, obtenida a través de una trayectoria de más de 30 años y transmitida a cada profesional que forma parte del equipo de la Empresa, sustenta nuestros valores de: Lealtad y Honradez, que buscamos permanentemente proyectar y otorgar a nuestros clientes, colaboradores y asociados.

En Propiedades Cima, por lo tanto, no especulamos con precios sobre el mercado, con el fin de captar inmuebles, sino que prestamos una asesoría fehaciente, de acuerdo a nuestros conocimientos y experiencia. Nuestro propósito e interés es vender y/o arrendar cada inmueble, con rapidez y al mejor precio.

Por supuesto que nos resistiremos a comercializar o siquiera publicar una propiedad, sin primero contar con la correspondiente orden de venta o arriendo, en que el propietario o quien cuente con facultades legales suficientes, nos autorice expresamente a representar la comercialización de su bien raíz.

Jamás recibiremos dineros en pago de propiedades. Las rentas recibidas por inmuebles en administración se transfieren al propietario en un lapso no mayor a 24 horas.

Nuestros honorarios son informados cabalmente a cada parte: Vendedor, Comprador, Propietario Arrendador, Arrendatario, desde el primer contacto. Nuestras Publicaciones y avisos indican claramente cuál es el monto de los honorarios a pagar, sea que estén fijos en pesos o correspondan a un porcentaje del valor de venta o arriendo.

Nuestro compromiso por definición de misión, incluye resguardar los intereses tanto del Vendedor como del comprador y del Arrendador como del arrendatario.